Memorias de alta mar. Un héroe que entregó su vida a la mar

Memorias de alta mar. Un héroe que entregó su vida a la mar

Formato papel

[En stock. Entrega en 24 / 48 horas]

PVP. 15,00€

Memorias de alta mar. Un héroe que entregó su vida a la mar

FICHA TÉCNICA

Por primera vez, Tabarly, un hombre reservado, silencioso y taciturno por momentos, rompe su discreción habitual y decide hablar. Habla de su vida, de su infancia, de sus años de aprendizaje. Explica sus experiencias en la Escuela Naval francesa, en Marruecos, en Indochina. Y sobre todo manifiesta su pasión, única y absoluta, por un barco, el Pen Duik, para simpre ligado a su trayectoria personal. Éric Tabarly fue siempre un hombre ejemplar y de coraje. Ahora, tras desaparecer el 14 de junio de 1998 durante una travesía a bordo del Pen Duik en aguas del sudoeste del país de Gales, se ha convertido en una auténtica leyenda para todos los aficionados a la mar. Marino profesional, dedicó toda su vida al deporte de la vela, e intervino muy directamente en el diseño de sus propios barcos. Empezó a ser conocido fuera de su país natal, Francia, a raíz de su victoria en la segunda regata transatlántica en solitario. Poco antes de desaparecer publica Memorias de alta mar, el relato de cincuenta años de dedicación y experiencia. Estas memorias no constituyen un relato más sobre la competición en alta mar, las maniobras de a bordo, la embestida de las olas, las vicisitudes de mástiles y velas. Por primera vez, Tabarly, un hombre reservado, silencioso y taciturno por momentos, rompe su discreción habitual y decide hablar. Habla de su vida, de su infancia, de sus años de aprendizaje. Explica sus experiencias en la Escuela Naval francesa, en Marruecos, en Indochina. Y sobre todo manifiesta su pasión, unica y absoluta, por un barco, el Pen Duik, para siempre ligado a su trayectoria personal. Inventor genial e infatigable, Tabarly le dio varios sucesores a su velero: el Pen Duik II, con el cual obtuvo su primera gran victoria en 1964; el Pen Duik III, de casco de aluminio, el Pen Duik IV, el primer trimarán de competición, el Pen Duik V, el primero con lastre, y el Pen Duik VI, un extraordinario ketch de veintidós metros de eslora, construido para dar la la vuelta al mundo, y con el cual ganó su segunda Transat en solitario en 1976. En estas páginas van apareciendo jóvenes navegantes por aquel entonces desconocidos, que se formaron con él y que más tarde se harían también famosos: Colas, Coste, Lamazou, Poupon, Kersauson. Pero vuelve siempre a su viejo Pen Duik, milagrosamente conservado y centenario en 1998. Lo que Tabarly no sabía es que el año 1998 sería también el año de su desaparición en alta mar, y que su ultimo libro serían sus ultimas memorias, su testimonio definitivo a bordo de sus veleros, sus compañeros de vida. --- INDICE: Prologo de Fabio Hernandez. Prefacio.. Mi viejo gentleman. Patron de una "ruina". Mi nariz no es reglamentaria. "Tu barco esta arruinado". Contento de quedar el ultimo. "Ya pagaras cuando puedas". Correr en solitario. Valentine no es una mujer y Chichester es el favorito. La perfidia de una gota de agua. Mi gobierno automatico me ha dejado y yo tengo ganas de abandonar. Primero sin saberlo. En las verdes aguas de Nueva York. No regateo en pos de la gloria. Quien paga sus deudas para contraer otras. Con mucha suerte gano. Kersauson, Colas, Guegan, English, y el ciclon. Mi sueño es un barco que vuela. Todos los japoneses hablan en japones. "No hay mal que por bien no venga". Las desgracias del Pen Duick VI y las tribulaciones de Petipas. Masacre de velas. Las desgracias del Pen Duick VI (continuacion). Navegante ambulante. Cinco tormentas para una segunda victoria en solitario. "íEs muy inteligente lo que acabas de hacer!". Por que baje mi saco a tierra. Y por quevuelvo a embarcar mi saco. INDICE: Prologo de Fabio Hernandez. Prefacio.. Mi viejo gentleman. Patron de una "ruina". Mi nariz no es reglamentaria. "Tu barco esta arruinado". Contento de quedar el ultimo. "Ya pagaras cuando puedas". Correr en solitario. Valentine no es una mujer y Chichester es el favorito. La perfidia de una gota de agua. Mi gobierno automatico me ha dejado y yo tengo ganas de abandonar. Primero sin saberlo. En las verdes aguas de Nueva York. No regateo en pos de la gloria. Quien paga sus deudas para contraer otras. Con mucha suerte gano. Kersauson, Colas, Guegan, English, y el ciclon. Mi sueño es un barco que vuela. Todos los japoneses hablan en japones. "No hay mal que por bien no venga". Las desgracias del Pen Duick VI y las tribulaciones de Petipas. Masacre de velas. Las desgracias del Pen Duick VI (continuacion). Navegante ambulante. Cinco tormentas para una segunda victoria en solitario. "íEs muy inteligente lo que acabas de hacer!". Por que baje mi saco a tierra. Y por quevuelvo a embarcar mi saco.

Formato papel

[En stock. Entrega en 24 / 48 horas]

PVP. 15,00€

Otros libros de Tabarly, Eric